Hacían un asado a orillas del Paraná, pero el río se tragó la parrilla

 

Durante el fin de semana pasado, un grupo de amigos se juntó a comer un asado a orillas del río Paraná. Pero lo que iba a ser un almuerzo divertido terminó con algo inesperado: la tierra se agrietó, se desmoronó parte de la barranca, y arrastró la parrilla al agua.

El hecho ocurrió al norte del puente Victoria – Rosario en la provincia de Santa Fe. Con cielo despejado, los amigos se ubicaron en una zona de la costa del río y encendieron el fuego en una parrilla. Mientras esperaban que la comida estuviera lista observaron que una enorme grieta se había marcado en el suelo. Ese cambio en la tierra no parecía alterar la preparación del asado.

Sin embargo, con el correr de los minutos, la grieta comenzó a surcar más el suelo: la tierra comenzó a ceder, al punto que  la parrilla, el fuego y la carne terminaron en el agua.

La secuencia quedó registrada en un video que se viralizó en las redes sociales. En él se puede ver que incluso un pequeño árbol es arrastrado por la tierra. «Mirá cómo se abre todo… ¿Será por el calor de la fogata?», se pregunta uno de los hombres mientras se escucha el ruido de la tierra partiéndose.

Si bien los amigos se ríen y en ningún momento intentan escapar, el hecho generó mucha preocupación, sobre todo en las localidades costeras del río Paraná y en las autoridades ambientales. La sequía ya empieza a sentirse en la zona y un informe reciente informó que el río quedó a 15 centímetros del registro más bajo de la historia.

El director de Hidráulica de Entre Ríos, Cristian Gietz, señaló que «la situación seguirá siendo similar» en los próximos días «por la falta de lluvias en la alta cuenta brasileña».