Escrito en .

“Esto es un sinceramiento y era totalmente necesario”

Así lo consideró el intendente de Justo Daract, Ramón Alfredo Domínguez, en torno del aumento del costo de tasas y servicios en la segunda ciudad del departamento Pedernera.

En diálogo con Apuntes de San Luis, el mandatario comunal agregó: “Esta es claramente una campaña de desprestigio impulsada por algunos medios de la oposición, dirigida a cuestionar la gestión y a los concejales, los cuales aprobaron por unanimidad el presupuesto y la ordenanza tarifaria 2020”.

Extrañamente el proyecto se aprobó el viernes 20 de diciembre, pero recién esta semana se generó la polémica cuando se publicó en algunos sitios digitales que, en promedio, los incrementos fueron del 600 %, en tanto que los aumentos salariales del intendente y funcionarios fueron entre 65 y 140%.

La ordenanza tarifaria establece las nuevas alícuotas mensuales que comenzarán a aplicarse por metro lineal de frente o fracción de las viviendas en toda la localidad, clasificadas en 5 zonas, por un lado las que tienen pavimento y por el otro las que se encuentran en arterias sin pavimento.

En los considerandos, la norma sancionada indica que “es necesario actualizar la Ordenanza Tarifaria vigente Nº 278-R02-HCD-2018, que rige desde el 1º de enero del año 2019”, dado que el Municipio “debe implementar los mecanismos necesarios para dotarse de infraestructura y recursos económicos para poder fortalecer su autonomía”. Agrega que “es de suma importancia la capacidad de captar en forma creciente recursos propios y aplicarlos eficientemente para asegurar un mejor financiamiento de sus políticas públicas”; y que la tarifaria vigente hasta el año pasado incluye valores que “se encuentran totalmente desfasados”.

“Lo que nadie dice es que yo asumí en medio de una situación caótica, con muchísimas deudas, sin presupuesto y con una tarifaria que no se había modificado hace siete años. Por eso este sinceramiento puede no gustar, ser antipático, pero era absolutamente necesario. No podemos ser demagógicos si realmente queremos cambiar las cosas. A mí me eligió el 65% de mi pueblo porque saben que yo quiero el progreso, quiero hacer obras, mejorar los servicios, pero para todo ello es necesario generar recursos. Y con la inflación registrada en los últimos años, al no haberse modificado las alícuotas, se pagaban cifras irrisorias, que no se condicen con los costos reales de la prestación de servicios”, argumentó.

“Tomamos la Municipalidad destruida y con una deuda enorme. Se ha hecho un sinceramiento de la tributaria. Hace siete años que no se tocaba. Pensemos que hace cuatro años el dólar estaba a $9 y ahora está a $80. Estoy hablando de siete años atrás, que por irresponsabilidad de la anterior gestión, se llegó a semejante desfasaje”, reiteró Domínguez.

La tasa básica en la zona 1 pavimentada (que incluye 20 calles) pasó de $5,70 a $35; y en el sector sin pavimentar de $5,10 a $30.

Con respecto al escrache a través de las redes sociales y las críticas por el aumento del 600% en las tasas municipales, el intendente insistió en que “se trata de una campaña muy mal intencionada. Si uno lo pone en porcentaje y no dice mucho más, parece una locura. ¿A usted le parece que yo estoy loco y los diez concejales que lo aprobaron por unanimidad también? Le voy a poner un ejemplo para que lo entienda mejor: un frentista pagaba aproximadamente $60 de tasas y ahora pasará a pagar $350. Claro que parece mucho, pero hay que fijarse que el monto de $60 es irrisorio. Compárelo con cualquier cosa: el cable, el celular, el gas, la luz…. Insisto: esto es una actualización y un sinceramiento”.

En el mismo sentido, consignó que “los valores fijados están en un 50% por debajo del promedio nacional. Fíjese, así y todo, con la actualización aprobada, seguimos teniendo uno de los costos más bajos del país en las tasas”.

Otro elemento que disparó los cuestionamientos fue el aumento salarial que abarca a funcionarios del Ejecutivo y del Concejo Deliberante. En el caso del intendente era de $50.000 y se incrementó a $120.000. En cuanto a los concejales, cobraban $40.000 y pasarán a percibir $65.000. En tanto que los dos secretarios de gestión cobrarán $80 mil y los ocho directores $60.000.

 

“Es todo parte de lo mismo –responde el intendente-, un sinceramiento. Todos los sueldos estaban en un nivel muy bajo, no creo que los nuevos valores sean desmesurados ni mucho menos, si lo comparamos con lo que gana un legislador provincial o un intendente o los concejales de ciudades parecidas a la nuestra. Insisto: se critica desde la demagogia y el facilismo. Y se mezcla incluso la propia interna de la oposición, dado que se aprovecha para cuestionar a los concejales radicales desde otros sectores internos de su propio partido”, fustigó. 

Finalmente, en relación con una posible concentración que se estaría organizando para protestar por los aumentos, indicó que “en Justo Daract no hay ningún planteo ni ninguna movilización. No hay nada. Acá está todo tranquilo. La gente, los vecinos, me conocen y saben que este sinceramiento era totalmente necesario”, concluyó.

Twitter.com/ApuntesSL