Escrito en .

La municipalidad dejó sin efecto 60 designaciones

Escrito por Eduardo Gargiulo. Publicado en ROOT / Local / Provincial

En una clara muestra de ratificación de su autoridad, el intendente Maximiliano Frontera emitió un decreto anulando el pase a planta permanente que dispuso el ex intendente Mario Raúl Merlo al final de su mandato.

El Secretario de Gobierno, Diego Ochoa, explicó que del análisis de los antecedentes del decreto que firmó el anterior intendente disponiendo el pase a planta de 60 empleados, surge que “se trató de un ingreso anómalo, porque no se cumplieron los requisitos técnicos legales”.

Agregó que a poco de asumir el intendente Frontera dispuso la creación de una Comisión Revisora que tuvo a su cargo analizar todos los casos, recordando que “estos ingresos se dispusieron después de las elecciones y de conocerse el resultado electoral (en noviembre), cuando se sabía que habría un cambio de autoridades. Desde ese punto de vista fue una irresponsabilidad de la anterior gestión”.

Por esas razones el funcionario señaló que el intendente firmó un decreto declarando la “ilegalidad del acto administrativo, por lo que dichas designaciones han quedado sin efecto”.

El lunes pasado el Tribunal de Contralor Municipal que preside Ricardo Bazla había emitido dictamen, pero no sobre la cuestión de fondo, esto es, si estaban bien o mal designados los 60 empleados.

“Nosotros debemos actuar sobre los actos administrativos definitivos y no sobre actos preparatorios. El expediente que nos envió el doctor Frontera no es el definitivo, sino que solo contiene un dictamen de una comisión revisora de contratos, formada por funcionarios actuales. Y como el Tribunal de Contralor no es un órgano de asesoramiento del intendente, sino de control, le hemos sugerido que primero emita dictamen la Asesoría Letrada Municipal y que luego acudan a la justicia. Nosotros no vamos a opinar sobre una decisión política que solo puede tomar el actual intendente”, dijo entonces Bazla.

Por su parte el Dr. Mauro Sabattini, Asesor legal, reiteró que “al tomarse conocimiento de las anomalías en los nombramientos, el intendente dispuso crear una comisión para que estudiara cada caso y dictaminara. Sus conclusiones fueron enviadas al Tribunal de Contralor Municipal, que emitió un dictamen que a nuestro judío no fue acertado. Posteriormente Asesoría Legal emitió su propio dictamen y sobre esa base el intendente resolvió dejar sin efecto las contrataciones, porque están viciadas de nulidad. Lo que se ha buscado es que se respete la Carta Orgánica Municipal y el Estatuto Escalafón del Empleado Municipal”, indicó.

En relación con la sugerencia del TCM para que se remitan las actuaciones al Superior Tribunal de Justicia de la provincia solicitando que emita una declaración de certeza, Ochoa consideró que “no es necesario”, porque con los antecedentes colectados y los incumplimientos verificados en los requisitos técnicos y legales, tanto de la Carta Orgánica como del estatuto, es suficiente para fundar la medida.

El titular de Gobierno apuntó que “esto crea un importante antecedente hacia adelante, que es marcar cuáles son los caminos legales, las reglas y los procedimientos que deben respetarse para disponer designaciones. Como dijo el intendente, todo lo que esté dentro del marco de la ley se va a respetar y lo que no sea así se va a dejar sin efecto, que es lo que se ha hecho”.

En otro segmento de la conferencia de prensa Ochoa señaló: “Deseo llamar a la responsabilidad a dirigentes, ex funcionarios, una concejal actual, que sabemos que están convocando a crear conflicto, a cesar con esas actitudes y poder continuar trabajando en armonía y en paz”.

Finalmente el funcionario se negó a dar los nombres de los involucrados en el decreto de baja, apuntando que “no se trata de dar nombres, porque queremos proteger la intimidad de estas personas, su privacidad. El problema no son ellos, sino el acto administrativo en sí, que está viciado de nulidad”.

Resta saber ahora cuál será la actitud que tomarán los 60 ex empleados y funcionarios dejados cesantes. Si accionarán legalmente, harán algún tipo de protesta pública o asumirán con resignación la suerte que a cada uno tocó.

Twitter.com/ApuntesSL

Noticia relacionada:

Otro capítulo en la polémica por designaciones de Merlo

 Imprimir