SE APROBÓ EL TRASLADO DE LOS RESTOS DE PRINGLES AL MONUMENTO AL PUEBLO PUNTANO DE LA INDEPENDENCIA

Este miércoles, la Cámara de Diputados aprobó el proyecto que contaba previamente con dictamen favorable en Senadores. La iniciativa tiene avales del Obispado de San Luis, la Comisión Nacional de Monumentos, la Asociación Pircas y de Jesús Liberato Tobares, entre otros reconocidos historiadores del territorio provincial.

El martes 16 de agosto, el Senado había dado media sanción por unanimidad al proyecto elevado por el Gobierno provincial, mediante la secretaria de Cultura, Silvia Rapisarda, el pasado 9 de agosto. Este miércoles, 38 diputados presentes en el recinto aprobaron la iniciativa que será enviada al Poder Ejecutivo para su promulgación.

Actualmente, los restos del máximo héroe puntano descansan en la Iglesia Catedral. Esta ley indica que se formará una comisión especial abocada al traslado hacia Juana Koslay.

“Consideramos que el Monumento al Pueblo Puntano de la Independencia, en el campamento de Las Chacras, es el lugar más adecuado para que descansen los restos de Juan Pascual Pringles, esta figura que enaltece y enorgullece a toda la provincia”, indicó Rapisarda durante la presentación en el Poder Legislativo.

“Consideramos que es un acto de justicia y de rescate de nuestra memoria”, destacó.

FUNDAMENTOS

“Considero que es el recinto ideal y preferente donde deben descansar los restos del héroe máximo de la puntanidad; ya que el Monumento al Pueblo de la Independencia, es el templo cívico que en su profunda significación exalta el más vivo sentimiento de gratitud de los hombres y mujeres de San Luis, hacia los fundadores de la Patria”, sostuvo el historiador, Jesús Liberato Tobares.

“Teniendo en cuenta la gloriosa trayectoria del joven granadero puntano que tantas satisfacciones le diera a nuestro pueblo y en el marco de la diversidad cultural que hoy signa nuestra realidad histórica, veríamos con suma complacencia la aprobación del proyecto de ley en el que se propone esta iniciativa y la posterior concreción del mencionado traslado”, señaló el presidente de la Junta de Historia de San Luis, Raúl Fourcade.

“Los próceres no deben ser santificados, ni sacralizados permaneciendo en olimpos ni santuarios impolutos y distantes. Los próceres pertenecen al pueblo, por lo tanto deben permanecer humanizados, cercanos, tangibles, queribles, en sitiales donde todo el mundo pueda visitarlos, admirarlos, contemplarlos y valorarlos. De modo que, con esta acción que nuestras autoridades provinciales llevan adelante, se redime el prócer. Sólo así nuestros niños, jóvenes, adultos y ancianos de todas las geografías lo conocerán y lo apreciarán en su justa dimensión”, argumentó el historiador José Villegas.

“Los restos de Pringles deben estar precisamente ahí, en el maravilloso Monumento al Pueblo Puntano de la Independencia; ahí, donde el corazón del cerro late acompasadamente con el de todos los puntanos y las puntanas, sereno, pero con más fuerza; ahí, donde nuestro pasado se proyecta hacia un futuro esperanzador”, sostuvo la historiadora Cintia Martínez.

Asimismo, la destacada folcloróloga María Teresa Carreras de Miglliozzi apoyó la iniciativa con una mirada poética: “Tal vez, desde su `Digo el llamado´, grabado en marmóreas placas ubicadas en este histórico solar, el poeta Antonio Esteban Agüero también lo esté llamando”.