Villa Mercedes : UNA MUJER RATIFICÓ HABER SUFRIDO UNA VIOLACIÓN

El viernes pasado se presentó ante el juez del Crimen N° 2, Leandro Estrada, una mujer para ratificar la denuncia que había hecho en sede policial, referida a la violación que sufrió a comienzos de esta semana, y en la que un artículo periodístico involucró al diputado provincial Gustavo Morales.

Por tratarse de un delito de instancia privada, por ahora se omiten las identidades hasta que la justicia se expida en torno del hecho.

Una fuente confiable aseguró que la joven mujer, G.M.E.H., se presentó el viernes en horas de la mañana con su abogado, Emmanuel Correa Otazu, y relató que el domingo por la noche recibió una llamada en la que una amiga la invitaba a la confitería “El Viejo Molina”, para compartir un momento de distensión. Por lo que asistió y al llegar se encontró que en la mesa estaban otras dos personas a quienes conocía: Morales y un amigo, Y.A.

Posteriormente, ya de madrugada, éste último los habría invitado a seguir compartiendo unos tragos en su departamento, en el barrio Santa Rita de Casia, por lo que las dos parejas decidieron retirarse del local y dirigirse hacia allí.

Juez del Crimen Leandro Estrada.

Por lo que trascendió, luego de conversar un rato y tomar unos tragos Morales se retiró con su amiga y ella se quedó en el departamento, donde habría ocurrido la violación.

La causa por ahora permanece bajo secreto de sumario y por esa razón el magistado actuante se excusó de brindar cualquier tipo de información.

VINDICACIÓN

El escándalo estalló el pasado martes, a partir de una nota publicada en el sitio digital El Chorrillero, titulada “Denunciaron al diputado Gustavo Morales por abuso sexual”, en el que se aseguró que “la víctima es una joven mayor de edad” y que “habría otro involucrado, allegado al legislador”.

Un día después, el diputado por el departamento Pedernera se presentó espontáneamente ante el juez del Crimen N° 2, Leandro Estrada, con el fin de iniciar el «procedimiento de vindicación” y ponerse a disposición de la justicia.

En el escrito presentado en tribunales, Morales recuerda que el art. 28 de la Constitución Provincial establece que “todo funcionario público o empleado de la administración, a quien se le imputan delitos cometidos en el desempeño de sus funciones, está obligado a acusar para vindicarse, bajo pena de destitución, y goza del beneficio del proceso gratuito”.

“La vindicación tiene un doble objeto, la defensa del honor lesionado por los dichos del acusado y también para poner luz sobre los hechos referidos, al que la sociedad toda tiene derecho, porque de lo contrario, se estaría permitiendo el desprestigio de las instituciones y de quienes lo integran”, agrega la presentación.

Por este motivo, peticiona que se investigue “si existieron elementos de prueba para fundamentar, justificar o dar veracidad a las imputaciones asertivas formuladas por diario El Chorrillero”.

Morales también manifiesta su voluntad de ponerse a disposición del magistrado, “a los efectos de que determine la veracidad de los delitos endilgados y en caso de falacia de los mismos, que se determine la responsabilidad que le cabe al diario por difamación y acusación calumniosa”.