25 junio, 2024

CÚNEO LIBARONA DENUNCIÓ A DOS PERIODISTAS POR “INSTIGACIÓN A COMETER DELITOS”

El ministro de Justicia, Mariano Cúneo Libarona, denunció penalmente a los periodistas Darío Villarruel y Nancy Pazos por “instigación a cometer delitos”.

La agencia Noticias Argentinas consultó con fuentes del Ministerio para determinar cuáles son los hechos imputados a los periodistas, pero hasta el momento de la redacción de este despacho no obtuvo respuestas.

Ambas denuncias están consignadas a título personal por Cúneo Libarona y no invocan al Ministerio.

La denuncia contra Pazos quedó registrada con el número 2129/2024 y recayó por sorteo en el juzgado federal a cargo de Ariel Lijo, el candidato del gobierno a ocupar una de las dos vacantes de la Corte Suprema. En esa denuncia intervendrá el fiscal Ramiro González.

Pazos trabaja actualmente en las radios Mega y 10 y en los canales de TV Telefé y C5N.

En tanto, la denuncia contra Villarruel, por el mismo delito, quedó registrada con el número 2106/2024 y recayó en el juzgado federal número dos, a cargo de Sebastián Ramos. En ese expediente, el fiscal será Eduardo Taiano.

En declaraciones a Radio Splendid, Villarruel dijo: “No entiendo, no fue tan contundente el editorial para que busquen amedrentarme mediante este mecanismo. (…) Esto va a ser un derrotero judicial y mediático. Muchos periodistas van a tener miedo”.

En ese contexto, reconoció que desconoce el contenido de la denuncia, pero advirtió: “En un gobierno en el que rige la palabra ‘libertad’, ejerciendo el periodismo y siendo abogado, estoy totalmente anonadado desde el punto de vista jurídico”.

Villarruel trabaja actualmente en las radios 10 y El Destape y en el canal de noticias C5N.

POLÉMICA POR LOS ALIMENTOS

Si bien no se conocen los detalles por los que el ministro de Justicia denunció a Villarruel, la presentación judicial se da en el marco del conflicto por los alimentos acopiados en dos depósitos del Ministerio de Capital Humano y luego que el periodista señalara en una editorial que la gente “no iba a morirse de hambre sin hacer nada”.

En la editorial que señala la denuncia de Cúneo, Villarruel expresó: “¿Sabés lo que va a hacer la gente para no morirse de hambre? Va a ir a Tucumán, va a ir a Villa Martelli. Ojalá que lo organicen rápido, ojalá que lo organicen los políticos, un gobernador, un intendente, un diputado o un senador. Ojo, porque el Presidente no está cumpliendo con la manda de Estado de generar bienestar para la población, pero la comida está ahí alcance de la mano”.

Y continuó: “Por ahora el Estado la tiene escondida, pero ¿sabe qué? los supermercados la tienen a simple vista”. Más tarde cerró: “Le pregunto a usted qué es más fácil para la gente que tiene hambre: ¿ir a buscar la comida a los supermercados o ir a buscar la comida que tiene secuestrada el Estado de Javier Milei?”.

En declaraciones radiales con AM750, el periodista Villarruel señaló: “Está la denuncia porque está el registro. Sé que es por instigación a cometer delitos. No sé con qué pude haber instigado al delito con mis comentarios en este contexto político”. Y agregó: “Jamás tuve una sola denuncia por calumnias en mi carrera. Estoy sorprendido”.

En ese contexto, reconoció que desconoce el contenido de la denuncia, pero advirtió: «En un gobierno en el que rige la palabra ‘libertad’, ejerciendo el periodismo y siendo abogado, estoy totalmente anonadado desde el punto de vista jurídico».

En el caso de Nancy Pazos, la periodista también realizó este martes un descargo en su editorial en Radio 10, e interpeló al ministro de Justicia y al presidente. En su editorial expresó: “Milei explicó que no tenía por qué resolver las externalidades negativas del consumo. La externalidad negativa son ‘los que no consumen, es decir, los pobres, los que no venden ni compran’. Si el Presidente dice ‘que se arreglen ellos’, los que ‘se van a morir de hambre’, yo dije ‘la verdad, esta gente tiene un montón de alimentos en galpones que compramos entre todos algo parecido a decir si van a buscar los alimentos yo los aplaudo’. Esto fue una construcción intelectual sobre lo que dijo Milei. Que el problema del hambre no era un problema de él”.

Y añadió: “Yo no quiero ser una heroína ni la protagonista de la información, sólo quiero hacer mi laburo. Presidente, que su ministro de Justicia me lleve a tribunales, es coartar mi libertad de opinión. Me están enjuiciando por opinar y es un absurdo. No me gusta estar en esta situación. Me da miedo. Lo de Cúneo Libarona es amedrentamiento”.

 

 

 

 

 

 

About Author