24 abril, 2024

CERRARON LA ESCOLLERA SUR EN MAR DEL PLATA POR CASOS DE GRIPE AVIAR EN LOBOS MARINOS

El Senasa confirmó que en la ciudad bonaerense de Necochea más de 40 lobos marinos murieron por gripe aviar.

Tras la muerte de decenas de lobos marinos en las costas de la ciudad de Mar del Plata, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) confirmó la presencia de gripe aviar en dos ejemplares y ordenó cerrar el acceso peatonal a la Escollera Sur de manera preventiva.

“El miércoles se tomaron dos muestras en la Escollera Sur. Al registrar los casos positivos, pedimos colaboración a Prefectura para que haya en el lugar una zona de control sanitario de 3 kilómetros. Con vigilancia para rastrear si hay aves con sintomatología”, explicó el director regional del Senasa, Manuel Baldovino.

Se informó que hasta el momento se atendieron siete casos de lobos marinos en todo el país, tres resultaron negativos; y los cuatro restantes que fueron detectados positivos son en Río Grande, en Tierra del Fuego; en la Antártida e Islas de Atlántico Sur; en el Área Natural Protegida Punta Bermeja, en Río Negro; y en Necochea y Punta Loyola (Santa Cruz.

Los hallazgos de los casos positivos se realizaron en el marco de las acciones de vigilancia y las medidas sanitarias que se vienen llevando adelante en todo el país para la prevención de la enfermedad.

El Senasa informó que las recientes detecciones de gripe aviar en mamíferos marinos no afectan al estatus zoosanitario autodeclarado ante la Organización Mundial de Sanidad Animal (OMSA), donde Argentina se reconoce como país libre de Influenza Aviar Altamente Patógena en aves de corral.

Los análisis realizados en los ejemplares encontrados en la zona de las playas aledañas al puerto de Quequén fallecieron producto de un brote de Influenza Aviar Altamente Patógena (IAAP) H5.

“Se solicita encarecidamente no ingresar a las áreas de playa afectadas, evitar la exposición en esas zonas contribuye significativamente a disminuir el riesgo de contagio”, solicitaron desde el Senasa.

Hasta que no se hagan estudios complementarios explicaron los riesgos que existe y pidieron que ni los humanos ni los animales domésticos se acerquen a los ejemplares enfermos ya que “es altamente peligroso y puede facilitar su propagación”.

About Author