24 abril, 2024

INQUIETUD EN TRABAJADORES MUNICIPALES, QUE PRETENDEN EL MISMO AUMENTO QUE OTORGÓ LA PROVINCIA

Durante el fin de semana trascendió que trabajadores municipales de San Luis, Villa Mercedes y otras localidades del interior, se encuentran analizando elevar petitorios a los intendentes, para reclamar el mismo aumento que concedió el gobierno provincial a los empleados públicos de la administración central.

Una convocatoria que se atribuyen “Empleados Municipales Autoconvocados” de la ciudad de San Luis, llama a realizar un paro y acampe por tiempo indeterminado, a partir de este martes 19, en reclamo de la equiparación del sueldo de los trabajadores municipales, con el piso otorgado por el gobierno de la provincia.

Como se recordará, tras fracasar la intención del oficialismo de pasar a planta contratada a los miembros del Plan de Inclusión Social, el gobierno anunció el viernes un aumento del 30% a todos los empleados públicos provinciales, y un piso salarial de $300.000, para que ningún trabajador quede por debajo de lo que estableció el INDEC, como monto para no caer por debajo de la línea de pobreza.

En el caso de los miembros del Plan de Inclusión, las noticias fueron aún mejores. Aquellos que no prestan servicios en alguna dependencia pública, percibirán un beneficio de $150 mil a partir de septiembre, lo que implica un 111% de incremento en relación al salario que percibían anteriormente, de $71.000. En tanto que quienes se desempeñan en alguna dependencia de la administración pública, como hospitales, complejos culturales, escuelas, espacios deportivos, entre otros, pasarán a percibir un beneficio de $300 mil a partir de septiembre, lo que implica un aumento de más del 300%.

Ante estos anuncios, empleados municipales de toda la provincia recibieron con cierto enojo el aumento, porque la mayoría quedará por debajo de lo que perciben los empleados provinciales e incluso los propios trabajadores de Inclusión Social.

Durante el fin de semana pudo saberse que desde el gremio municipal de Villa Mercedes intercambiaron llamados con autoridades municipales para hacerles saber que “las bases están reclamando un aumento”. En Justo Daract sucedió lo mismo y al parecer en el resto de los municipios de la provincia se está viviendo la misma situación.

En todos los casos los intendentes están trasladando este reclamo al gobierno, con la esperanza de contar con algún aporte extraordinario que les permita afrontar este pedido de recomposición salarial, dado que se encuentran imposibilitados de disponer un aumento similar con recursos propios.

 

 

 

 

 

 

 

 

About Author